03 Nov
El IQ de la Autoestima
Escrito por Manuel Hernandez
Leído 1743 veces | Publicado en Psicólogo
 
Valora este artículo
(0 Votos)

Nathaniel Branden ha sido uno de los estudiosos del tema y define la autoestima como el sentimiento valorativo de nuestro ser, dicho en otras palabras: que tanto te quieres a ti misma. Paralelo a lo anterior, explica que la autoestima tiene dos componentes, competencia y merecimiento.

 

La primera parte del principio de que el ser humano es agresivo por naturaleza y dicha agresión lo lleva a buscar alcanzar las metas que se propone y que lo hace sentirse capaz y competente para lograrlo. Cuando ésta área se encuentra afectada dudamos de nuestras capacidades o posibilidades de éxito y en consecuencia dudamos de nuestras habilidades. Es muy común escuchar a algunas personas expresar ideas desalentadoras sobre sí mismas cuando se les delega alguna tarea o proyecto que les resulta amenazante por ser algo nuevo o que implica un reto importante.

La segunda es el merecimiento, que se basa un principio muy lógico pero que lamentablemente en 9 de cada 10 personas se encuentra gravemente comprometido y es el saber que por el simple hecho ser personas tenemos un valor y el derecho a ser tratados con amor, respeto y dignidad. Muchos expresan saberlo, pero en la práctica cuando los vemos relacionarse con su pareja, su Jefe o gente cercana observamos como permiten que les griten, los maltraten o los descalifiquen o peor aún, como son ellos mismos quienes se devalúan y se descalifican.

Fortalecer éstas dos áreas implica mucho trabajo personal, entre lo cual se requiere hacer una revisión de creencias, valores y principios personales, así como aprendizajes familiares. Pero para ser más precisos en los puntos que podrías trabajar para evaluar y fortalecer tu autoestima en general te invito a hacer un análisis de las siguientes áreas:

1. Autocuidado corporal

2. Autocuidado emocional y

3. Autocuidado de la abundancia

En cada uno voy a describir una serie de elementos que deberás calificar de 0 a 10, en donde cero es nada y diez en muy bien! Por área realizarás una suma de cada elemento y los dividirás entre 5 lo que te dará el promedio de esa área en especial y al final sumarás los 3 promedios y los dividirás entre 3, lo cual te dará como resultado el IQ de tu autoestima, dejando muy claro cuáles son los aspectos que vienes descuidando y que por lógica tendrías que ponerle mayor atención para fortalecer tu autoestima. Comencemos…

Autocuidado corporal

1. Escucha corporal, este rubro implica que tanta atención le pones a los signos de alerta que te manda tu cuerpo, por ejemplo, cansancio, dolores en general y en qué medida los atiendes. (Califica de cero a diez).

2. Sueño equilibrado, en teoría los adultos debemos dormir en promedio 8 horas al día y de preferencia con un sueño reparador.

3. Nutrición equilibrada, ¿realmente te preocupas por tu alimentación? ¿sigues las reglas básicas para una alimentación balanceada?

4. Ejercicio equilibrado, ¿te dedicas por lo menos 3 veces a la semana un lapso de media hora un espacio para hacer ejercicio?

5. Atención profesional a tu cuerpo, ¿acudes a hacerte chequeos médicos por lo menos 1 vez al año?

Autocuidado emocional

1. ¿Escuchas tus emociones?, este rubro implica el escuchar tu estado emocional y validarlo.

2. Paz interior, lo cual quiere decir que en general vives en un ambiente armónico y libre de estrés.

3. Relaciones nutricias, que se traduce en que dentro de tus círculos sociales y afectivos cercanos no haya situaciones de violencia o maltrato y conflictos.

4. Trabajo productivo, esto quiere decir que te sientes satisfecho con tu trabajo y las actividades que desarrollas.

5. Atención profesional mental, es decir, que cuando alguna situación te rebasa o te conflictúa emocionalmente te das la oportunidad de acudir a terapia o permites que un coach te guie y te acompañe.

Autocuidado de la abundancia

1. ¿Escuchas tus deseos?, esto quiere decir que buscas alcanzar tus metas y tus sueños.

2. Abundancia interior, ¿buscas cursos o espacios que te proporcionen algo a tu crecimiento personal, profesional o emocional?.

3. Abundancia laboral y económica, ¿buscas la forma de desarrollarte en lo que haces y trabajas para tener una vejez tranquila?

4. Abundancia de amor, amistad y relaciones íntimas, implica que cuidas y procuras tus relaciones interpersonales más cercanas como una forma de estar bien contigo mismo y con los demás.

5. Atención profesional, para grandes proyectos ¿buscas quien te asesore y apoye a alcanzar los objetivos que te planteas?

Y bien? ¿Cuál fue tu resultado? ¿Refleja lo que tú pensabas acerca de ti mismo y de la solidez de tu autoestima? ¿o descubres que tienes mucho en que trabajar?

Recuerda lo siguiente: “sólo hay un amor para siempre… el amor propio!”

Saludos cordiales.


Etiquetado bajo:

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar