lecturas nuevo

banner una lineaBanner DPM 670X135 90901urano

01 Dic
La Importancia De La Unión Familiar
Leído 260 veces | Publicado en Teología
 
Valora este artículo
(0 Votos)

Deseo iniciar esta ocasión, con el relato de tres personas, quienes han venido a buscando ayuda, los nombres han sido cambiados para proteger sus identidades, pero ilustran perfectamente la importancia de la unión familiar.

Comenzamos con Andrés, un joven con preferencias por su mismo sexo, en apariencia, muy seguro de sí mismo, incluso ha participado como activista en pro de los derechos de su comunidad, quien, por cierto, merece todos mis respetos, pero me dijo abiertamente:

- “ayúdame, ¡me siento miserable!, mi vida es miserable, mi destino es miserable.

- ¿Por qué? - le pregunté. Así que me respondió.

-     Mi padre, nunca me quiso conocer, los novios de mi madre, la golpeaban, abusaban de ella y dos de ellos abusaron de mí. Por eso yo no quise ser como son los hombres, quería algo diferente, busqué amor, quien me amaba y me aceptara, pero ahora estoy en un laberinto de emociones, sentimientos y relaciones, me siento sucio y ya no quiero vivir, o cambio o me muero.

El segundo caso es el de Ana Luisa, una joven quien ha vivido con una mujer mayor que ella y han sido pareja por varios años, Ana me platicó:

-    Mi padre era un alcohólico, me exhibía con sus amigos, quienes abusaron de mí en varias ocasiones, Mi madre nunca me defendió, pues huyendo de sus problemas con papá, se iba a vivir su vida. Así que me prometí a mí misma, nunca seré una mujer, pues solamente los hombres disfrutan el sexo, las mujeres les sirven a los hombres, ellas no experimentan el placer, sufren y son unas tontas. Quise ser hombre y tener el control de mis relaciones, pero ahora tengo 33 años, he vivido de todo, he tenido muchas parejas y me doy cuenta que no soy feliz. No sé si quisiera ser madre o no, pues pienso que la vida consiste sólo en sufrir,

El tercero caso es el de Alfonso, hijo de padres divorciados, creció al cuidado de sus abuelos, pasando temporadas con alguno de sus tíos, de vez en cuando con alguno de sus padres, quienes esporádicamente se acordaban de él. Al crecer buscó escapes, que desagraciadamente encontró en las drogas, alcohol. Comenzó con la marihuana, pero ha ido aumentando la potencia de los estupefacientes que utiliza.

Estos tres casos tienen un común denominador, la desintegración familiar, el descuido de los padres, la falta de atención hacia los hijos.

Los hijos nacen con sus corazones (sentimientos, emociones, pensamientos y conceptos) en blanco, somos los padres los que nos encargamos de escribir en ellos; y lo hacemos con lo que les decimos y enseñamos, pero mucho más fuerte es lo que hacemos y vivimos, pues esas experiencias son las que marcan sus vidas parabién o para mal.

Una familia unida es el lugar ideal para todo ser humano, pues somos la única criatura incapaces de vivir solos o descuidados durante los primeros años de vida, a diferencia de cualquiera de las especies animales que existen.

Dios dice que no es bueno que el hombre (varón o mujer) esté solo, y que Él hace habitar en familia, pues ese es Su diseño y modelo para la vida del ser humano.


Etiquetado bajo:

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar