banner largo plantilla SOMOS EL UNICO PORTAL

banner una lineaBanner DPM 670X135 90901urano

10 Mar
Cómo superar un divorcio?
Leído 5427 veces | Publicado en ¿Sabías qué...?
 
Valora este artículo
(0 Votos)

 Un divorcio, si la ruptura de un noviazgo es motivo de tristeza, imaginemos lo doloroso que puede ser el fin de un matrimonio. Ni que hablar de lo difícil que resulta cuando hay hijos de por medio, que no entienden por qué de un día para el otro papá y mamá ya no están juntos, o cuando la separación es resultado de una infidelidad u otra gran desilusión.

Más allá de las particularidades de cada caso, un divorcio siempre implica el derrumbe de todos los proyectos que un día se construyeron pensando que serían para toda la vida. Este es motivo suficiente como para caer en una depresión. Si te encuentras en una situación parecida, te aconsejamos que no bajes los brazos: y la vida no termina en un divorcio!
Incluso en la tristeza más absoluta siempre hay una esperanza. Para que la encuentres mucho más rápido, te presentamos algunos consejos que te ayudarán a superar un divorcio. Obviamente, recomponerse de una ruptura no es fácil y lleva su tiempo, pero te aseguramos que la situación irá mejorando poco a poco, día a día.

Antes que nada, focaliza tu mente en pensar que puedes superarlo y que efectivamente lo lograrás. De nada sirve quedarnos con la idea de que nunca más seremos felices, que no volveremos a enamorarnos o que de ahora en adelante nuestra vida será un infierno. Primero, porque no es verdad y segundo, porque con pesimismo no se llega a ninguna parte.

Descarga tus sentimientos. Un divorcio trae desilusión, tristeza, amargura, estrés, ansiedad, resentimiento, frustración, confusión y otras tantas combinaciones de sentimientos. Es necesario que te tomes tu tiempo para procesarlos: no te culpes si rindes menos en el trabajo o en el resto de las actividades, pues es producto de tu estado anímico. Ten paciencia y verás que cada día estarás un poco mejor.

Rodéate de gente. No es bueno que pasemos todo el día solas en casa cuando estamos deprimidas. Lo mejor es disfrutar de la compañía de nuestra familia, amigos y seres queridos, ya sea para despejarnos de los problemas como para desahogarnos o pedirles consejos. Es importante que te rodees de personas optimistas y de confianza, con quienes sabes que serás escuchada, comprendida y que puedes hablar de todo. No tengas miedo tampoco de pedir ayuda a un profesional o personas que hayan vivido la experiencia si crees que lo necesitas.

Piensa en ti. Un divorcio es un sacudón para la salud emocional que muchas veces puede repercutir en nuestra salud física si no nos cuidamos lo suficiente. Seguir una buena alimentación y hacer un poco de ejercicio nos da la energía y vitalidad que necesitamos para superar cualquier problema.

Aquí más cosas que puedes hacer por ti:

* Haz lo que más te gusta: lee tus autores favoritos, camina por el parque, escucha música, organiza un viaje, decora tu hogar, estudia idiomas o aprende un nuevo hobbie. Un divorcio altera completamente nuestra rutina, por ello nada mejor que encontrar una nueva actividad para nuestro nuevo día a día.

* Ponte linda. ¿Habrá algo que suba más el ánimo que vernos lindas frente al espejo? ¡No dejes que el divorcio se te venga encima! Visita el peluquero, relájate en un spa, haz un poco de ejercicio o cómprate esos zapatos que tanto te gustan. Una autoestima elevada es una de las armas más poderosas para enfrentar una ruptura.

* Evita caer en el consumo de drogas: no sirve para nada.

Tienes un futuro. Un divorcio es el fin de los sueños y proyectos que habíamos armado alguna vez, pero también el comienzo de otros nuevos. ¡Tienes todo un futuro por delante!

Una vez que el sufrimiento del divorcio haya sido historia llegará el momento de darnos una nueva oportunidad de apostar al amor. Volver a enamorarse después de la ruptura de un matrimonio es perfectamente posible. Si tienes ganas de volver a salir con alguien, te recomendamos los siguientes consejos para retomar la vida amorosa luego de un divorcio.

Sé prudente. Quizás estés ansiosa en enamorarte nuevamente, pero tiempo al tiempo. Ahora más que nunca tienes que ser prudente y vivir el paso a paso para que la relación crezca fuerte y así evitar desilusiones innecesarias.

Una cita no es una relación. Una salida con un hombre no lo convierte en tu futuro novio. Tómate tu tiempo para conocerlo y disfruta de cada etapa: vive el momento.

Permítete estar bien. No te sientas ridícula si con más de 30 años no quieres nada serio, dado que es totalmente normal pasar por esa etapa si venimos de una mala experiencia. Eso sí, si quieres un “amigo con beneficios” asegúrate de estar con alguien que quiera lo mismo que tú.

Prueba algo nuevo. Siempre te gustaron los altos, morochos y mayores que tú... pero ¿qué tendría de malo salir con un rubio mucho más joven? A veces nos enamoramos de alguien que jamás hubiéramos imaginado.

Respétate. Escúchate a ti misma, piensa qué es lo que quieres. No te sientas presionada.

Como te hemos dicho a lo largo de todo el artículo, un divorcio es una experiencia difícil y dolorosa pero jamás insuperable. Seguramente al comienzo pienses que todos estos consejos jamás te servirán y solo quieres llorar y llorar. Sin embargo, tarde o temprano verás que todo lo malo quedará en el pasado y estarás disfrutando de una nueva vida..


Etiquetado bajo:

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar